martes, 3 de enero de 2017

¿Cuántas tazas de #café necesitas para empezar el día? ☕ Averígualo aquí 👇

Las tazas de café que bebes al día y su efecto dependen de tus genes...

No todo el mundo tiene los mismos hábitos en lo que al consumo de café se refiere.


Existen personas que con una tacita de café por la mañana tienen las pilas cargadas para el resto del día, mientras que otros no entran en el mundo hasta el segundo café y no rinden a toda máquina.

Es lógico que hay algo que nos hace diferentes en ese aspecto ¿pero qué es? Un nuevo estudio sugiere que los genes sean la respuesta.

Efectivamente hay una variante de un gen que se encuentra presente en aquellas personas que beben poco café, mientras que no se encuentra en las que deben inyectárselo en la vena recordar su nombre por las mañanas.
El gen culpable de los desequilibrios en el consumo de café

Al estudiar las diferencias genéticas entre personas con un consumo de café bajo o moderado y las de consumo alto, se llegó a la conclusión que su principal diferencia radicaba en una variante del gen PDSS2, pues sólo se encontraba presente en los voluntarios que bebían muy pocas tazas de café al día.

Esto se debe a que dicho gen se asocia a un metabolismo más lento de la cafeína, por lo que sus efectos son mucho más duraderos y no se hace necesario elevar el consumo de café diario.

En un panorama general, el estudio vuelve a enfatizar la idea de que no todo el mundo, responde a la misma manera a una sola taza de café u otra bebida con cafeína.

Los hallazgos del estudio se basan en un análisis de las sustancias químicas de la cafeína y los genes de casi 10,000 personas de ascendencia europea.

(Con información de Medline Plus).

Fuente:  SuMedico.com
Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...