martes, 12 de septiembre de 2017

#CAFE ¿Qué ingredientes debe tener un buen café?

El café tostado natural es siempre preferible al torrefacto, pero eso sólo no garantiza que estemos frente a un buen café. Entonces, hemos venido con una pregunta en mente ¿qué ingredientes debe tener el café para bares ocafé para cafeterías para obtener la etiqueta “bueno”?


El barista como pieza clave


El barista es definitivamente “la mano que mece la taza” o, mejor dicho, el protagonista dentro del proceso de elaboración de café e infusiones de calidad. Muchas veces, además, es el barista el encargado de trabajar con eldistribuidor de café, dado que ¿quién mejor que el primero para seleccionar la materia prima que servirá para preparar un buen café?


Es necesario dejar que el barista trabaje con libertad, seleccionando el producto adecuado y también manipulándolo luego para presentarlo finalmente al cliente.

Además, en la preparación es definitivamente el protagonista absoluto y de su destreza, conocimientos y experiencia dependerá en gran medida el resultado final, por ello, lo primero para servir un buen café en un bar o cafetería, es contar con un buen barista.

¿Y qué decir del café?


Claro, una vez que ya tengas al profesional indicado detrás de la barra de tu negocio, es momento de encontrar el producto adecuado, pues es este uno de los ingredientes principales del buen café.

Como características principales del grano de café, este debe contar con la madurez justa y el tueste adecuado. Siempre se recomienda la variedad arábica.

En cuanto al molido, conviene siempre moler los granos en el momento, pero además, se debe procurar adquirir el café lo más fresco posible. Esto quiere decir que cuanto menos tiempo haya transcurrido desde que fue cosechado, secado, transportado y tostado, mejor resultados dará.

La medida justa del molido del café para bares también importa, porque si queda muy fino será una extracción lenta con un sabor muy fuerte, mientras que el molido grueso implica una extracción rápida y un sabor débil, sumado a una presentación con escasa crema. Por el contrario, si encuentras el punto justo en este sentido, podrás ofrecer un sabor intenso y la presentación deseada.

La conservación de los granos es otro punto que importa, debes procurar conservarlo en recipientes limpios, herméticos y sin aromas extraños. Recuerda que el calor es muy perjudicial para el café en grano y por ello debes almacenarlo en lugares frescos. Una vez que abras un empaque, ciérralo rápidamente, dado que el contacto con el aire oxida el café quitándole algunas de sus propiedades.

Otros aspectos a considerar sobre el buen café


Además del barista, la calidad del café y los cuidados pertinentes, la infusión adecuada implica tener en cuenta la máquina y su mantenimiento y con ello nos referimos específicamente a la limpieza diaria para evitar que se modifique el sabor del café y se encuentren obstrucciones.

La taza, preferentemente, debe ser de porcelana, porque es la que mejor conserva la temperatura, aunque tampoco se debe olvidar la importancia de servir el café en el momento y en tazas siempre calientes.

Para concluir, no queremos dejar de mencionar al café sostenible como estrategia para apostar por la máxima calidad, porque nadie quiere quedarse sin café y para ello, esta iniciativa es la apuesta más segura.

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...